fbpx

Relación de pareja tóxica

relación de pareja tóxica

Una relación de pareja tóxica es aquella donde una o ambas partes sufren, llegandose a sentir tenso, malhumorado, crispado, deprimido y debilitados por mencionar solo un poco.

Saber detectar lo que no va bien es el primer paso para salir de una mala relación, si en ocasiones preferirías no estar con esa persona porque te hace sentir mal, porque te alteras hasta puntos que nunca creíste llegar, si te sientes manipulado cuando utiliza los sentimientos de culpa, sarcasmo o ironía para contradecirte, si sientes que no mereces ese trato pero no acabas de poner fin a esta relación, ¡cuidado!, estás atrapado en una relación tóxica.

Aunque exista amor o así lo pareciera, hay parejas en las que se producen dinámicas realmente peligrosas, y que pueden rozar el maltrato psicológico. 

En esta ocasión te compartimos algunas señales de que una relación puede estar yendo por muy mal camino, ¡toma nota!

Señales de una relación tóxica:

  • No te deja crecer como persona, te hace llorar más veces de las que te hace reír
  • Controla tus gastos personales, lleva un control innecesario sobre tus cuentas bancarias
  • Usa constantemente el chantaje emocional para conseguir que hagas algo 
  • Tu pareja decide con quién puedes relacionarte, quieren exclusividad
  • No respeta tu privacidad,  investiga tus redes sociales y tu teléfono móvil
  • Tu pareja te roba energía, se victimisa y se queja constantemente de todo
  • Reproches sin fin, nada es suficiente para borrar un error que cometiste años atrás
  • La vida íntima y sexual se ha convertido en insatisfactoria o poco activa 
  • La persona directa o indirectamente te descalifica, marca las cosas que no haces bien
  • Resta importancia a tus problemas, minimizándolos y diciendo “eso no es para tanto”
  • Ante una discusión, siempre cedes tú, de lo contrario puede estar días sin hablarte
  • Cada vez convives con alguien del sexo opuesto, se molesta en exceso y se pone celoso
  • Tu pareja te hacen sentir que depende de ti para conseguir su propia felicidad 

Cualquiera de estas actitudes no debería tener cabida en una relación de pareja sana. Es muy importante no autoengañarse, para poder detectar estos comportamientos lo antes posible.

Hay muchas razones por las que podemos mantener una relación de pareja tóxica, tales como:

  • Baja autoestima, pues en ocasiones sentimos que nadie más nos querrá
  • Por miedo a la soledad , por sentirnos inseguros
  • Creemos que somos los salvadorres, la solución a los problemas del otro
  • Dependencia emocional
  • Miedo a salir de la zona de confort 

Es muy fácil ver los fallos en los demás y muy difícil hacer autocrítica, ante ello, es importante detectar si eres tú el quien en algún momento ha tenido este tipo de actitudes, saber cuáles han sido nuestros errores te ayudará para no volver a caer en ellos.

Por ello es importante analizar a fondo la relación de pareja; en ocasiones la situación puede ser reconducible gracias a la comunicación y las buenas maneras, en otras parejas, es posible que no exista marcha atrás.

¿Cómo gestionar una relación así?

Trabajando la autoestima, estableciendo límites al malestar y aprendiendo a comunicarse asertivamente.

¿Quieres aprender más?, ¡pregunta por nuestros talleres e inscríbete!

Leer: ” Meditación – Consejos para iniciarte en ella