fbpx

La carboxiterapia

La carboxiterapia - Chakté

La carboxiterapia es una técnica eficaz de eliminación de grasa y celulitis evitando la intervención quirúrgica, una alternativa a la liposucción y sin efectos secundarios.

Descubre los efectos terapéuticos de la carboxiterapia, sus contraindicaciones y cómo se aplica:

Es un procedimiento cosmético no quirúrgico consiste en la inyección de Dióxido de Carbono en los tejidos sub-cutáneos.

 Un increíble tratamiento médico mínimamente invasivo siempre que sea realizado por un médico especialista. 

El principal uso de la carboxiterapia es reducir eliminar grasa localizada, estimular la producción de colágeno, eliminar celulitis e incluso tratar estrías. Así mismo, la carboxiterapia es una muy buena alternativa a la liposucción.

¿Cómo se realiza la carboxiterapia? 

Antes de comenzar el tratamiento, el paciente es evaluado por el equipo médico para determinar el tratamiento de abordaje y la cantidad mínima de sesiones requeridas.

Se procede entonces a la aplicación de inyecciones intradérmicas, con una aguja muy fina, donde se introduce el dióxido de carbono en las zonas a tratar.

Posteriormente se realiza una Presoterapia para potenciar sus efectos. El resultado es un aumento del torrente sanguíneo y, por tanto, una mayor oxigenación de la zona tratada.

Cuidados posteriores:

Se recomienda evitar el sol durante las 24 horas posteriores a la sesión, no realizar esfuerzos físicos ni fumar ya que estas prácticas disminuyen el efecto del tratamiento.

El número de sesiones depende del objetivo de la persona, de la región y del cuerpo de la persona. Normalmente las clínicas ofrecen paquetes de 10 sesiones que se deben realizar cada 15-30 días, pero el número de sesiones debe ser indicado después de la evaluación corporal.

Beneficios de la carboxiterapia:

  • Combatir la celulitis, la grasa localizada o la flacidez. 
  • Relajación del tejido subcutáneo y una dilatación vascular.
  • Mejora en nuestra circulación sanguínea 
  • Reducción de la grasa acumulada, de la celulitis, estrías y cicatrices.
  •  Piel parecerá más tersa y rejuvenecida.

Efectos secundarios y contraindicaciones de la carboxiterapia

Es importante mencionar que este tipo de tratamientos conlleva una serie de efectos secundarios por lo que hay personas para las que no está recomendado en absoluto. Entre otros, la carboxiterapia está contraindicada en aquellos que padezcan problemas hepáticos, respiratorios (incluyendo el asma o el resfriado común), cardíacos y renales.

Tampoco deben recurrir a ella los enfermos de cáncer y diabetes, quienes tengan algún tipo de infección en las zonas que vayan a tratarse, o las mujeres embarazadas, lactantes o con el período. Ni en casos de epilepsia, gangrena, flebitis, hipertensión arterial severa no controlada y alteraciones de comportamientos psiquiátricos.

Debes tener en cuenta que, en el caso de las infiltraciones, el paciente puede sentir:

  • dolor en la región donde fue aplicada la inyección. 
  • hormigueos, 
  • sensación de calor y frío, 
  • aparición de hematomas 
  •  infecciones en la piel
  • sensación de adormecimiento o de ardor en la piel

Tipos de tratamientos de carboxiterapia

Microinyecciones o infiltraciones subcutáneas. Tratamiento con unas agujas muy finas a través de las cuales se inocula en la piel el gas, desde un tanque mediante un conducto flexible. El especialista controla la dosis de dióxido de carbono, la velocidad del flujo del gas y el tiempo que dura la infiltración. 

Baño en gas seco.Después de humedecer la piel del paciente, se le coloca un traje o cobertor de plástico cerrado herméticamente, donde a través de un orificio entrará el gas. Una vez cerrado, se introduce el dióxido de carbono; se deja exponer durante 15 minutos para que los vasos sanguíneos se dilaten produciendo así la mejora de la circulación sanguínea y una notable mejora del aspecto de las cicatrices, estrías y otras marcas de la piel. 

Piscinas de agua tibia con dióxido de carbono.Es el tratamiento menos invasivo de la carboxiterapia. La persona deberá sumergirse y caminar durante unos 10-15 minutos en piscinas o termas. Brinda beneficios en el sistema circulatorio de las piernas.

Leer: “Reflexología de las manos